en un hotel muy chic

Saludos cosmonautas,

los que nos siguen en Twitter (hazlo ya si aún no lo haces) saben que andamos por Madrid en misión secreta, y por lo tanto, no podemos ofreceros uno de nuestros posts habituales.

¿Pero qué tipos de posts se nos dan bien cuando estamos fuera? ¡Los que hablan de hoteles! (recordad los míticos consejos sobre qué hacer encerrado en un hotel si llueve, o el pitote que se montó con cierto hotel madrileño).

En esta ocasión estamos en un hotel muy “chic” en la Calle Atocha, uno hotel de una sola estrella pero que nos gusta mucho su estilo moderno y Wi-Fi-oriented, y es que ofrecen Wi-Fi gratis (¡imprescindible!), e incluso tienen ordenadores en recepción para uso y disfrute de clientes o el mismo Flapy, que lo utilizó para Twittear cuando grabamos el video de Fanta Fun Mix en este mismo hotel.

Pero aparte del estilo moderno y dirigido a un huesped tirando a joven, una de las cosas que nos divierten de este hotel son algunos pequeños detallitos que os mostramos a continuación.

Cuando te dan la habitación y lo primero que ves es esta tarjeta, ya te das cuenta que este no es un hotel normal del todo, y que les gusta cuidar los detalles, al tiempo que te arrancan una sonrisa.

Este es el jabón más mono que robarás en un hotel.” ¡Como nos conocen! ¿O acaso nunca os habéis llevado jabones y otras cosas de un hotel?

Una original versión del clásico “Do not disturb”.

Y aquí el reverso, aunque creemos que seguir usando el rojo y el verde podría ser útil. ¿Lo pillará todo el mundo?

Para rematar el asunto os diré que en este hotel sirven el desayuno de una forma bastante original. A eso de las 6 o 7 de la mañana, te puedes levantar y verás que en tu puerta te han colgado una bolsa de papel, donde encontrarás un zumo, fruta y un croissant. No es gran cosa, pero un divertido detalle. Vamos, que todo es muy chic y básico.

PD: Por cierto, que la casualidad ha querido que hoy nos juntáramos otra vez con Flapy y además con nuestro chicharrero favorito, Javi Sampedro, quien ha dejado por unos días Hong Kong, y se ha venido a Madrid. Corto, pero muy agradable re-encuentro 🙂