Viaje: ¡En busca de las Dragon Ball en China!

Saludos cosmonautas,

Finalmente ya podemos anunciar de forma firme la próxima expedición especial que va a realizar la Arcadia de Urías. Se trata de un nuevo destino asiático, concretamente el sur de la China. La intención es entrar y salir por Hong Kong, pero hacer un poco de ruta hasta llegar a Guillin.

¿Y por qué el título del post? No es que hayamos conseguido el radar de Bulma y nos dispongamos a buscarlas, pero sí que tenemos una asignatura pendiente desde nuestro primer viaje a China, visitar esas famosas zonas en las que las montañas son redonditas, tal y como aparecían en Dragon Ball. No es que seamos tan frikis (bueno, sí lo somos), en realidad lo que pretendemos es hacer un turismo algo menos urbano de lo habitual, y descubrir la China más rural o al menos la más alejada de la modernización que se vive en Shanghai o Beijing (eso ya pudimos verlo hace 3 años).

Aquí tenéis una foto del paisaje deseado sacada de éste blog:

PICT6492

Hace poco hicimos una prueba,  explicamos a varia gente que queríamos ir a una zona con “montañas a lo Dragon Ball”, y lo cierto es que la descripción llevaba a todo el mundo a pensar en “montañas redondeadas”. Está claro que el anime marcó mucho. Aquí tenéis el opening en catalán, ¿se parece a la foto verdad?

http://www.youtube.com/watch?v=KR2TOi9YX9M

Pero no solo de frikadas naturales vive el hombre, otro de los grandes atractivos de la expedición será Hong Kong. Urías está impaciente por ver hasta qué punto se va a acordar del sitio en el que pasó  unos pocos días de camino entre Australia y Londres, hace ya 16 años. Por entonces, Hong Kong aún era británica, y Urías andaba loco por la ciudad para encontrar una Super Nintendo bien de precio con el juego de Dragon Ball Z (camisetas y figuras ya las habíamos comprado en Bangkok en el viaje de ida – Urías ya apuntaba maneras hace 16 años). Al final conseguimos encontrar una gran oferta, 16.000 pesetas por la consola, el juego, un adaptador de corriente y un adaptador para juegos (el kit básico español con el Super Mario World costaba unas 30.000 pesetas). Pero al final, no nos fiamos del vendedor y su excesivamente generosa oferta (incluso salió a la calle mientras nos marchábamos vociferando precios más bajos), y es que parece que por entonces corrían muchas consolas piratas o defectuosas, y acabamos comprándola en una tienda cerca de casa.

[Procuraremos buscar una foto de ese viaje para ilustrar el post. Pensad que antes no había cámaras digitales y se complica la cosa.]

Pero en esta ocasión, tenemos otras misiones. En primer lugar, hacer una pequeña ruta Bruce Lee, uno de los grandes ídolos en la Arcadia. Después, intentar reconocer algunos de los sitios aparecidos en las decenas de películas de Hong Kong que hemos visto (ya sean de pelis de John Woo, Johnnie To o tríadas en general, como de Jackie Chan & Co.). Y por último, comprobar si es cierto que podemos encontrar un montón de material Tokusatsu a mejor precio que en Japón.

Por ahora nos hemos puesto a leer de arriba a abajo el blog del Chicharrero por Hong Kong para empezar a empaparnos de conocimientos e ideas para la gran ciudad. Después viene lo más difícil, que es preparar la ruta hacia Guillin intentando encontrar sitios interesantes. También habrá que pensar en conseguir visados, y vacunas.  Queridos cosmonautas, ¡que empiecen los preparativos!